Estás aquí
Inicio > Derechos humanos > Tribunal simbólico denuncia violencia obstétrica

Tribunal simbólico denuncia violencia obstétrica

Lidia perdió a su bebé el año pasado en un hospital del IMSS en el que fallecieron otros recién nacidos por una infección en el área de cuneros; hasta febrero de 2015, sólo Chiapas y Veracruz tenía tipificada la violencia obstétrica en sus códigos penales.

tribunal simbólico contra la violencia obstétrica

27 casos de violencia obstétrica y muerte materna de distintas entidades de la república mexicana se presentaron en voz de las víctimas sobrevivientes el 9 de mayo en Polyforum Siqueiros.

Organizado por el Grupo de Información en Reproducción Elegida (GIRE), el evento tuvo el objetivo de visibilizar esta problemática, a través de varios testimonios que compartieron los afectados que experimentaron de primera mano la ineficacia y la impunidad de los servicios públicos de salud de los estados.

La Jornada prestó atención al caso de Lidia, originaria de Culiacán, Sinaloa, quien perdió a su bebé el año pasado en un hospital del IMSS en el que fallecieron otros recién nacidos por una infección en el área de cuneros. Asimismo, un hombre relató la historia de su difunta esposa Susana, mujer indígena del estado de Chiapas, quien no fue atendida en el Hospital de la Mujer de San Cristóbal de las Casas hasta después de dos días que ingresó al lugar; por si fuera poco, la administración le prohibió que su suegra la acompañara bajo el pretexto de que no hablaba español.

“Antes de pensar en la universalización de los servicios de salud, el gobierno debe reconocer que las mujeres viven violencia obstétrica e institucional en los hospitales públicos y trabajar para que las mujeres y recién nacidos no mueran. Además, que en los casos en que pretende hacer justicia, que son mínimos, lo haga de forma inmediata”, reconoció la directora de GIRE, Regina Tamez, tras escuchar las palabras de los agredidos.

Hasta febrero de 2015, sólo los códigos penales de Chiapas y Veracruz tenían tipificada la violencia obstétrica. En contraste, Zacatecas y Jalisco están en trámite de criminalizar este fenómeno social por medio de distintas iniciativas. Ocho estados definen este crimen en sus leyes de Acceso a una Vida Libre de Violencia (LAVLV), mientras que en otros cuatro están a punto de agregar el concepto en su LAVLV.

Las bases de datos de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos registran, al año, alrededor de 536 mil muertes de mujeres en el mundo por complicaciones en el embarazo y el parto, las cuales son prevenibles y a bajos costos si se atendieran a tiempo y apropiadamente. Al respecto, el Banco Mundial consignó que el 74 % de estos incidentes jamás hubieran pasado si todas las mujeres tuvieran acceso público y gratuito a los servicios de atención médica especializada.

El tribunal conformado ese día por seis expertas internacionales en salud reproductiva, informó Quadratin, escuchó los casos de 10 muertes fetales y cinco neonatales; a su vez, 24 niños quedaron huérfanos al perder a sus madres por la mala praxis médica. Posteriormente, la asociación publicará una memoria del encuentro para mantener vivas todas estas historias, al igual que las recomendaciones de los expertos.

Fotografía: Imagen Zacatecas 

Redacción 

Top