Estás aquí
Inicio > Deportes > Nueva evidencia en el caso Pistorius: ella trató de defenderse

Nueva evidencia en el caso Pistorius: ella trató de defenderse

Pistorius fue declarado culpable de asesinato involuntario, el cual está tipificado con menor severidad que un crimen intencional; una investigación realizada por expertos forenses podrá no sólo desmentir los alegatos de Pistorius, sino complicar su situación legal.

Oscar Pistorius y Reeva Steenkamp sonriendo en una alfombra roja de los Sports Awards

“Todo fue un accidente”, es la lógica que hasta el momento el deportista paralímpico, y presunto homicida, Oscar Pistorius defendió en la corte desde que fue acusado de asesinar a su novia, la modelo Reeva Steenkamp, el 14 de febrero de 2013. Sin embargo, nueva evidencia proporcionada por especialistas forenses pueden acabar con esta coartada.

De acuerdo con una investigación realizada por los hermanos Calvin y Thomas Mollet, los alegatos del medallista sudafricano en las que justificó el asesinato de su pareja creyendo que se trataba de un ladrón escondido en el cuarto de baño son insostenibles, debido a que en la escena del crimen se encontró un bate de cricket con marcas que indican que fue usado como arma.

Originalmente, la defensa de Pistorius consistió en alegar que disparó cuatro veces la pistola de nueve milímetros motivado por la paranoia de que un intruso se había infiltrado en su casa. No obstante, una vez que se percató que había atacado a Steenkamp, detuvo la agresión y usó el bate para tirar la puerta del baño.

Gracias a esta versión de los hechos, Pistorius fue declarado culpable de asesinato involuntario, el cual está tipificado con menor severidad que un crimen intencional; pero tras una apelación de su condena, fue sentenciado a pasar 15 años en la prisión de Kgosi Mampuru, en Pretoria. Después de estar un año en reclusión, al atleta se le concedió el beneficio de pasar el resto de su encierro en la mansión de un tío suyo.

Pero ahora, nueva evidencia podrá no sólo desmentir los alegatos de Pistorius, sino complicar su situación legal. Un testigo dijo que, minutos antes del homicidio, la pareja estuvo discutiendo de forma intensa, y que incluso escuchó el grito de una mujer que imploraba por su vida. Además, los hermanos Mollet, en su libro Oscar vs. la verdad, determinaron que antes de los disparos la víctima fue golpeada en la espalda con el bate de cricket, dejándole heridas contundentes. Las marcas en el mango del objeto indican que ella trató de defenderse de su agresor.

Otras personas involucradas también se han expresado sobre el caso. Los padres de Reeva Stenkamp, en entrevista a varios medios de comunicación, comentaron que “tarde o temprano, Pistorius iba a matar a alguien”. Samantha Taylor, anterior pareja del deportista, confesó que su noviazgo  fue todo un infierno: “Oscar solía encerrarme en su casa y luego se iba. No tenía comida ni podía salir. Era peligroso […] Lo que le pasó a Reeva Steenkamp fácilmente pudo haberme sucedido a mí. En definitiva pienso que pude ser yo sin ninguna duda”.

Fotografía: La Prensa

Redacción

Top