Estás aquí
Inicio > Arte y cultura > The ManKind Project: mejores hombres para un mejor futuro

The ManKind Project: mejores hombres para un mejor futuro

“Ser un Guerrero Moderno es volverse un hombre empoderado que sabe sus limitaciones y se cuida a sí mismo, sin dejar de tener un papel activo en la sociedad”; este protocolo promueve el desarrollo pleno de los hombres en un mundo que cambió a partir del movimiento feminista.

hombre en la oscuridad

¿Qué podemos esperar de una sociedad que sigue reproduciendo estereotipos de género que promueven la competencia violenta, los golpes como solución de problemas y la falta de comunicación?

Aunque a un nivel diferente, los hombres también son presa de los roles de género y estereotipos de la cultura hegemónica. The ManKind Project rompe estos paradigmas desafiando las expectativas de la sociedad y motivando a los hombres a volverse personas más auténticas y honestas, rechazando la pasividad y cuestionando su vida.

En México esta  asociación civil tiene tres años, pero su origen proviene de Chicago (1985). La iniciativa provino de un psicoterapeuta que creó un protocolo para el desarrollo pleno de los hombres en un mundo que había cambiado a partir del movimiento feminista.

The ManKind Poject pretende que cada hombre tenga una misión de servicio que lo trascienda a sí mismo y lo haga tomar acciones responsables en el mundo. Ésta debe tener tres arquetipos: amante, rey y mago.

  • El primero trata de la conexión del hombre con los seres vivos. Consigo mismo, con otras personas e incluso con los animales.
  • El segundo está al servicio de los demás y toma acciones en su beneficio. Administra y le da dirección a su misión.
  • El último, de forma introspectiva, genera soluciones a los problemas existentes.

“Ser un Guerrero Moderno es volverse un hombre empoderado que sabe sus limitaciones y se cuida a sí mismo, sin dejar de tener un papel activo en la sociedad”, explicó Alejandro Guerra, promotor del proyecto y guía en círculo de integración.

Las actividades básicas del programa constan de un retiro de iniciación y grupos de integración. “Nunca me había sentido tan acogido por otros hombres. Para mí la iniciación significó un parteaguas para ponerme en acción y para encontrar mi misión de vida, además de entender cómo mis decisiones me impactan a mí y a los demás”, aseguró Alejandro.

Las tareas específicas del aprendizaje son privadas pero están enfocadas a lograr los objetivos ya mencionados. Después de eso, existe un trabajo de autodescubrimiento en grupos de integración. En la Ciudad de México hay uno en la Colonia Roma y otro en Mixcoac.

Convencer a otros de integrarse a la comunidad es muy difícil porque la invitación los hace sentir que alguien cuestiona su papel como hombre o su masculinidad. Muchos miembros son persuadidos por sus parejas, contó Alejandro.

Este proyecto no se define como feminista porque va dirigido a la vida de los hombres, sin embargo, sí está a favor de las mujeres. Los miembros cuestionan comportamientos ofensivos hacia ellas, quieren ser aliados en su crecimiento y  creen que no se puede salir adelante como humanidad si no es todos juntos.

La orientación sexual no es una limitante. Existe un grupo específico para homosexuales, no obstante,  se pueden integrar a cualquier otro grupo pues los miembros valoran la diversidad y la importancia de escuchar los problemas de otros hombres.

Por ahora no existen talleres infantiles pero en un futuro no tan lejano se planea traer a México From Boys To Men, un proyecto para adolescentes.

Cambiar un hombre a la vez no es sencillo, especialmente en una cultura como la nuestra que no favorece la responsabilidad. Mas este proyecto está enfocado en crear hombres comprometidos a mejorar el mundo y a autoconocerse.

La siguiente iniciación se llevará a cabo el 12, 13 y 14 de marzo en este año y tendrá un costo de 6 mil pesos. Los grupos de integración se reúnen cada 15 días y tienen un costo 200 pesos al mes, pueden participar hombres que no hayan pasado por el retiro.

Joanna Gutiérrez: @sourpageturner

Top